Bolsa de tela, aprende a hacer y recicla a la vez con camisetas

Las bolsas son de un gran uso, pues allí podremos llevar diferentes objetos que se pueden utilizar en el día, pues si necesitas realizar varias actividades podrás hacerlo y llevar todo en tu bolsa, como puede ser un celular, el cargador, libros, etc. Y que mejor manera de crear tu propia bolsa y reciclar a la vez, aprende a fabricarlas rápidamente.

¿Por qué hacer una bolsa?

En la actualidad con respecto a la contaminación y economía de los países, en algunos supermercados en donde era habitual que dieran bolsas plásticas ya no las dan y por ello las personas han optado por fabricar sus propias bolsas de diferentes modos y con diversidad de materiales, incluyendo prendas de ropa que ya no uses porque no te gusta o porque este vieja, para esto suele ser muy apropiado.

Un material apropiado y resistente suele ser la tela de una camisa, lo que da muchas alternativas incluyendo formas y estilos, pues hay algunas de ellas que ya traen un estampado o diferentes colores con los que puedes hacer muchas combinaciones, incluyendo con la ropa que lleves o los accesorios que uses para hacer un conjunto de complementos muy armónico, simple y bonito.

Como fabricar tu propia bolsa

Para realizar tu propia bolsa así como para realizar cualquier proyecto de fabricación, necesitas tener a la mano los distintos materiales que vas a usar como; la tijera, camiseta vieja, lápiz, cordones y si es el caso silicona ya sea fría o caliente. Atrévete a crear e  innovar un poco con la moda y los accesorios que puede usar a diario.

  • Cortar tela

Para obtener la tela que vamos a usar y emplear en nuestra nueva bolsa debemos elegir la camiseta vieja que se usara para la fabricación de la misma, es necesario saber que la camiseta debe estar al reverso una vez ya hayas escogido dicha camisa debes procedes a buscar tu lápiz o la herramienta que vas a usar para marcar la tela.

Debes hacer un rectángulo, el tamaño será de tu preferencia dependiendo de lo que desees o necesites con respecto a la dimensión del mismo. Es necesario que por los lados dejes de 2 a 3 centímetros y en la parte superior de 5 centímetros para poder hacer la parte en donde ira introducido el cordón o cinta de la bolsa y una vez que ya hayas cortado el primer rectángulo debes cortar el otro el cual saldrá de la parte de atrás (espalda).

En este momento podremos abrir un paréntesis y decir que la parte frontal de tu bolsa debe estar en la parte en que los dos rectángulos coincidan un momento antes de pegarlos, pues así al momento de voltearlos tendrás el estampado o la forma que deseas en frente de la misma.

  • Pegar los rectángulos

Para realizar este paso se recomienda que uses silicona caliente pues es más efectivo y rápido para que los trozos de tela peguen sin ningún problema, debes poner los rectángulos uno sobre el otro y que el lado en sea el de la parte exterior de la bolsa, la silicona la debes poner en los 2 o 3 centímetros que dejaste dispuestos para este proceso con los lados y parte inferior y dejarlo hasta que seque.

Apenas seque, puedes y debes voltearla y te darás cuenta que el estampado quedara justo en frente donde lo querías y donde se lograr ver espectacular, ahora procedes a hacer los ojales de la bolsa, debes escoger los cordones o cinta que usaras el cual debes escoger el doble de largo que la longitud de la boca de tu bolso, el mismo lo ubicas en la parte superior y haces un dobles sobre él y pegar tela con tela.

Ya teniendo los ojales de tu bolsa lista, puedes terminar de cortar los bordes que te sobra e incluso puedes hacer que tengan un acabado mejor haciendo una pequeña costura en todos los bordes y así se le da más resistencia.

  • Cordones

Una vez ya tengas el proceso ya casi finalizado debes pegar los cordones de lado y lado, de modo de hacer un cabezal a cada extremo, se juntan los dos cordones y se realiza un nudo, se le puede aplicar un poco de silicona caliente o se puede quemas para que los pelitos restantes desaparezcan y se vea un acabado más limpio y bonito.

Atrévete y emplea tu propia bolsa, como te puedes dar cuenta lo puedes hacer de cualquier tamaño ya sea para usarlo como una funda para tu teléfono, para el dinero, o para muchas más cosas ya que lo puedes hacer en versión grande, déjate llevar por la imaginación y creatividad aprende a crear tus propios accesorios sin ningún problema y con materiales que tienes a la mano.