Blanquear las uñas

Las uñas son una de las partes más atractivas que tienen las manos, estas ameritan que las estemos limpiando y cuidando independientemente de si son de una mujer o de un hombre, porque si no lo hacemos estás perderán tu tonalidad y lucirán feas. Si deseas blanquear las tuyas, entonces puedes utilizar los siguientes métodos que te mencionaremos a continuación.

Uñas oscuras

Hay varias razones por las cuales las uñas pueden perder su pigmentación brillosa y natural, una de las más comunes es porque fumes, tengas una mala alimentación e incluso el uso excesivo de esmaltes para decorarlas puede dañar la cubierta de las mismas.

Que una persona tenga sus uñas oscuras la verdad no luce muy atractivo, por lo que si estás buscando un remedio que te permita blanquearlas sin mucho problema, entonces lee la pequeña guía que te hemos preparado donde te explicamos todo paso a paso.

Paso a paso para blanquear las uñas

Cuando una uña no luce como de costumbre lo más recomendado es que acudamos a un médico para descartar la aparición de una posible afección en nuestro organismo. Una vez que esto ha sido descartado, lo que prosigue es esperar que esta recupere su tonalidad original, pero en caso de que no lo haga entonces te aconsejamos usar estos remedios para blanquearlas naturalmente.

  1. Usa limón

El limón es una de las mejores frutas cítricas que podemos utilizar para blanquear las uñas, y no es para menos puesto que se usa como ingrediente en la gran mayoría de los remedios naturales debido a que tiene propiedades muy beneficiosas para nuestro organismo.

  • Paso 1: si deseas utilizarlo como remedio para aclarar la tonalidad de tus uñas, entonces los pasos que debes seguir para aplicarlo son los siguientes: primero que todo deberás tomar unos limones 3 limones y exprimirlos en una taza, procura que esta se llene hasta la mitad aproximadamente.

 

  • Paso 2: una vez que tengas el zumo de limón, procederemos a lavar nuestras uñas para poder retirar toda la suciedad que estas tienen, esto es bastante sencillo ya que solamente debemos enjabonarlas, restregar bien sobre ellas y después aplicar bastante agua.

 

  • Paso 3: ahora que tienes tus uñas completamente limpias, llego el momento de que las metas dentro del zumo de limón que acabas de hacer, y las dejarás allí remojando por unos 5 minutos aproximadamente.

 

PASO OPCIONAL: si quieres que la curación o proceso de blanqueamiento de la uña sea más efectivo, tomaremos una esponja y al sacarlas de la taza procederemos a pasarla fuertemente sobre las mismas, así nos aseguraremos de que se esparza y pueda llegar a todos los rincones de la uña además de que mejoraremos el proceso de filtración en la misma.

 

  • Paso 4: cuando ya haya pasado este tiempo, entonces las sacaremos de la taza y las vamos a limpiar con agua tibia (es importante que la misma este un poco caliente para que así las propiedades del limón se puedan accionar sobre la superficie de nuestras uñas).

 

  • Paso 5: en el momento que termines de limpiar tus uñas con el agua tibia, procederemos a buscar un paño seco y secarlas completamente, para evitar que vayan a quedar húmedas.

 

Este tratamiento debes aplicar cada dos días, durante 2 semanas. Esto ayudará a que los tejidos de la uña se regeneren de una mejor manera además de que sus propiedades cítricas ayudarán aclarar la superficie de la misma

 

Una recomendación importante durante la aplicación de este tratamiento es que evitemos hacerlo en un sitio en donde nos pegue la luz solar directamente porque esto puede causar que se nos manchen los dedos.

 

  1. Usa el vinagre blanco

El vinagre blanco es una de las sustancias que se utilizan comúnmente para los remedios caseros, primeramente porque todos lo tienen en casa y en segundo lugar porque su uso es bastante beneficioso. Si queremos utilizarlo para blanquear las uñas, los pasos a seguir son los siguientes:

  • Paso 1: primero que todo debes llenar una taza hasta la mitad con agua, luego la meterás en el microondas y la pondrás a calentar por aproximadamente unos 30 o 45 segundos.

 

  • Paso 2: ahora que ya tienes el agua tibia, procederás agregar una pequeña cucharadita de vinagre blanco y lo vas a mezclar para que la mezcla se pueda diluir. Asegúrate que no es el de manzana porque si no puedes provocar que estás se manchen más de lo que están.

 

  • Paso 3: luego meteremos nuestras uñas en esta mezcla que hemos preparado con vinagre por aproximadamente unos 10 minutos. Para que así el acido del mismo pueda insertarse en nuestra uña.

 

  • Paso 4: finalmente, retiraremos nuestras uñas de la taza, las enjuagaremos con agua y jabón (de preferencia que sea neutro para eliminar el olor), aplicamos una crema hidratante y listo. Este tratamiento debes aplicarlos unas 2 o 3 veces por semana para ver los resultados