Aumentar volumen de labios naturalmente

Muchas de las personas suelen tener los labios un poco pequeños, y para los que desean incrementar el tamaño de los mismos sin necesidad de aplicar un producto en ellos, deben saber que lo pueden lograr de manera natural. Si aun no sabes cómo hacerlo, entonces te sugerimos que sigas las indicaciones que te mencionaremos paso a paso.

Los labios

Incrementar el tamaño de los labios puede ayudar a que estos se vean mucho más atractivos, claramente debemos ser moderados con el grande que queremos que estos sean para que tampoco sean tanto.

Si quieres saber cuál es el mejor remedio naturales para que tus labios puedan crecer, entonces te recomendamos que leas la pequeña guía que hemos preparado para ti, el método que te mencionaremos es el más efectivo de todos y quedarás satisfecho con los resultados.

Paso a paso para aumentar el tamaño de los labios

Primero que todo, comencemos mencionándote cuales son los ingredientes que necesitarás para poder aumentar el tamaño de tus labios, los cuales son los siguientes: canela en polvo y un poco de aceite de oliva.

¿Cómo te puede ayudar la canela?, esto es bastante sencillo, puesto que se trata de una especie de que tiene el beneficio de promover la circulación sanguínea en nuestro organismo, al aplicarla directamente sobre nuestros labios de manera correcta, provocamos que el flujo de sangre en esta zona sea mayor por lo que incrementarán su tamaño un poco.

Ahora, ¿cómo te puede ayudar el aceite de oliva?, este es uno de los aceites más milagrosos y saludables que hay en el mundo, tiene propiedades sorprendentes y un gran contenido vitamínico y nutritivo excelente, lo cual actuando en conjunto permitirá que esta zona se mantenga hidratada, se regenere y luzca brillante con facilidad.

  • Paso 1: lo primero que harás será preparar una mezcla con la canela y el aceite de oliva, para ello primero buscaremos una taza (puedes utilizar una como las que se utilizan para tomar café).

 

Una vez que la tengas, llenarás ¼  de la misma con aceite, luego aplicaremos media cucharada de canela y mezclaremos hasta que nos quede una especie de pasta.

 

En caso de que te haya quedado muy espesa puedes utilizar un poco más de aceite, pero no mucho porque si no te va a quedar demasiado aguada y así no te servirá para poder cumplir con el remedio.

 

  • Paso 2: antes de comenzar aplicar esta pasta, te sugerimos que te limpies bien los labios, esto lo puedes hacer con bastante agua y de preferencia un jabón que sea neutro, puesto que sus propiedades desinfectantes son mucho mayores que la de los que son aromáticos.

 

  • Paso 3: una vez que te hayas lavado los labios, te los secarás con un paño seco y posteriormente comenzaremos aplicar la mezcla que habíamos preparado sobre toda la superficie de los mismos.

 

La clave al momento de aplicarlo, es que suavemente a medida que lo vayamos haciendo, deberemos ir dando suaves masajes sobre ellos, para que así se vayan ablandando y puedan asimilar todas las propiedades que tiene la canela. Este proceso debe dura entre 3 a 5 minutos como mínimo.

 

  • Paso 4: ahora que ya has terminado de masajear la zona, procederás a retirar toda la mezcla que hayas aplicado inmediatamente. Para ello, puedes utilizar el mismo método de lavado que te hemos mencionado en el paso 1.

 

  • Paso 5: una vez que te hayas lavado, volveremos a secarlos con un paño, pero en esta ocasión no lo haremos de forma arrastrada, sino que debemos hacerlo dándoles una especie de golpecitos a los mismos, para que queden completamente secos y puedan terminar de asimilar las propiedades de la canela.

 

Este básicamente es el tratamiento que te debes aplicar para que los labios puedan crecer poco a poco, debes saber que los resultados del mismo no los verás al instante, sino que requiere de un poco de tiempo para que así la circulación vaya mejorando en esta zona.

¿Cuándo tiempo aproximadamente debes esperar para ver los cambios?, más o menos unas 2 o 3 semanas, claro que es vital que seas responsable durante la aplicación del tratamiento para que así los resultados puedan aparecer.

Lo normal es que este tratamiento se aplique unas 2 o 3 veces a la semana, lo ideal es que un día te lo apliques y al otro día dejes que tus labios descansen. Esto es una muy buena idea porque estás tratando una zona un poco delicada y todo el proceso se debe realizar con calma.

Si tienes una crema para labios o producto que te permita mantenerlos hidratados aplícatela luego de retirar el tratamiento, esto ayudará a que no se vayan a resecar y vayan a dañar el aspecto que tienen.